crónica de un día perfecto: [hoy]

suena el celulito en su función de despertador, a las 6am. «no, está oscuro afuera todavía…»

miro mis análisis y soy más normal de lo q imaginaba. (eso me hace pensar q en realidad puede q sea psicosomático…). chinas de premio.

no hay clases. respiro, la abrazo. y llega un punto en q por más «te amo» que diga, la sensación de q me estalla el pecho no se calma…

4 dvds vírgenes. más de 16gb a $5. a esta altura me doy cuenta q nunca va a ser suficiente. se me ocurre preguntar y ahí es cuando por fin consigo mis parlantecitos. milanesas al horno de premio.

el termotanque se carga rápido. respiro, quemo discos, me olvido el cepillo de dientes.

esta vez no pierdo el 28, lo espero. caen cientos de hojuelas grises, no en mi cabeza.

miramos guitarras, todas desafinadas. hay q decir «ooooh» en la boca y te das cuenta de la resonancia q tienen. el bolsito me lastima el hombro.

llego, la espero. hablamos por celular mientras nos miramos a través del vidrio de un auto. besitos de premio.

yami dice q no hay q decir «hoy es un buen día», porq ahí se caga todo. no sé, me suena a superstición, y creer en supersticiones trae mala suerte.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: